Géneros y Sexualidades

#SinJusticiaEnChontalí

Liberan en Lambayeque a sujeto con 8 denuncias por violación sexual

La Corte de Justicia de Lambayeque ha ordenado poner en libertad a José Felizardo Zoriano Arias, quien cumplía prisión preventiva por haber intentado abusar sexualmente de su hija y posteriormente quemarla viva, además, el denunciado tiene otras 8 denuncias por agresión sexual.

Alessia Beretta

Colaboradora de LID Perú

Jueves 25 de marzo

José Felizardo Zoriano Arias, quien tiene ocho denuncias de abuso sexual, intentó violar a su hija de 13 años el pasado abril de 2020. Dos meses después, intentó quemarla viva. Pese a las pruebas y considerando que Zoriano ha estado en prisión preventiva en dos ocasiones, este ha sido puesto en libertad.

Por situaciones como estas las niñas y mujeres del Perú vivimos con un miedo constante y siempre alertas, sin embargo, en el pueblo de Paltapampa, ubicado en el distrito cajamarquino de Chontalí esta situación se agudiza.

El peligro está en las calles, José Felizardo Zoriano Arias está libre, quien cuenta con 8 denuncias de abuso sexual y se encontraba en prisión preventiva por intentar quemar a su hija “Kelly”. A la Corte Superior de Justicia de Lambayeque no le importó la seguridad y la integridad física y psicológica de “Kelly”, ni de su madre y lo dejó en libertad. Fue el fiscal Walter Enrique Mundaca López, quien no concluyó la investigación preparatoria ni solicitó la ampliación de la prisión preventiva.

Ahora, con el corazón en el cuello, “Kelly” y su madre huyeron del pueblo con el fin de salvar sus vidas. «¿Qué están esperando? Que (Zoriano) mate a mi hermana o a mi sobrina para que recién actúen. Mi hermana (mamá de Kelly) está muy triste, ya no sabe qué hacer. Es una burla para nosotras. Felizardo está molesto con «Kelly» porque la culpa de haberlo metido en la cárcel. Para él, ella no es su hija. Para nosotras no hay justicia», compartió a Wayka la tía de «Kelly». “Este es un pueblo olvidado señorita, aquí violan a las niñas y nadie hace nada”, señaló la madre a Mano Alzada.

“El 16 de abril del presente a las 7 am, en pleno Estado de Emergencia, una niña de 13 años, fue amarrada semidesnuda a una viga del techo del segundo piso de su casa por su padre José Felizardo Soriano Arias en el distrito de Chontalí (Jaén, Cajamarca), quien no solo la torturó de esa forma, sino que también le realizó tocamientos indebidos, según consta en las declaraciones de la niña brindada a la policía en presencia de dos fiscales.” (Mano Alzada). Por si no fuera poco, después de dos meses intentó quemarla viva incendiando su cuarto, hecho que permitió su detención.

El pasado 17 de marzo, ignorando el peligro de fuga o que el delito se vuelva a cometer, el 2° Juzgado de Investigación Preparatoria de Jaén a cargo del juez Orlando Pari Gonzales ordenó la libertad inmediata de Zoriano y comparecencia restringida. Además, para Mundaca, el fiscal a cargo, el delito no fue intento de feminicidio sino de parricidio. Esta tentativa de feminicidio, y contando los agravantes, podrían generarle cadena perpetua. Mientras que el parricidio tiene como sentencia entre 15 y 30 años de cárcel.

La justicia nos ha demostrado, una vez más, que la vida y la seguridad de las mujeres no valen nada. El papel re victimizante que tiene el estado en estos procesos judiciales es parte del accionar cotidiano de una justicia machista y patriarcal.

Frente a esto, las mujeres han decidido no quedarse calladas: se han auto convocado para realizar un tuitazo con el hashtag #SinJusticiaEnChontali que se desarrolló este miércoles 24.

Así mismo se convoca a un plantón frente al Palacio de Justicia en Lima el día sábado 27 a las 4:30 pm.






Comentarios

DEJAR COMENTARIO