×
×
Red Internacional

Gracias al tratado interprovincial firmado por Raúl Jalil, Gustavo Sáenz y Gerardo Morales las multinacionales australianas, chinas, norteamericanas y canadienses seguirán degustando las ganancias derivadas de la actividad minera. Un plato que cuenta con un colchón de facilidades fiscales, sopa y postre incluido.

Sábado 9 de octubre | Edición del día

El “Tratado interprovincial de creación de la región minera del litio” fue suscripto por los gobernadores de Catamarca (Raúl Jalil), Salta (Gustavo Sáenz) y Jujuy (Gerardo Morales) el pasado 5 de octubre.

Se trata de una declaración de intenciones por la cual se crea un “comité regional” desde el cual se pretende coordinar acciones comunes “en los aspectos de interés regional referidos a la investigación, producción, industrialización y comercialización del Litio a lo largo de toda su cadena de valor.”

En los próximos 90 días deberán fijar “los objetivos, pautas legales, métodos de trabajo y cursos de acción que hagan a su estructura, organización y funcionamiento” de este comité. Previa ratificación del tratado por las respectivas legislaturas provinciales.

La foto de los gobernadores es un mensaje a un sector del gobierno nacional que dejó trascender –meses atrás- la intención de nacionalizar el litio. Con esta parada los mandamases provinciales ratifican la potestad de sus Estados (consagrada por la Constitución Nacional de 1994, Art. 124 y 125) para competir en la entrega de los recursos minerales a la explotación de capitales privados.

Te puede interesar: El litio, ¿es de los jujeños?

El rol de Argentina en la división internacional del trabajo (cadenas globales de valor) es el de proveer el litio con bajo valor agregado a través de multinacionales que lo industrializan (baterías) en sus países de origen o lo venden a China el principal fabricante de baterías del mundo.

Del proyecto de nacionalización no se conoció una solo reglón y no pareciera que esto cambie. Por el contrario, la presencia de funcionarios nacionales (Daniel Filmus, Silvina Batakis) junto a los gobernadores en la firma de este tratado sería una señal en pos de cerrar filas con el andamiaje legal heredado del menemismo. El secretario de minería de la Nación, Alberto Hensel, ya se había manifestado contrario a una nacionalización de los recursos mineros.

Y esta foto junto a la rúbrica que dio lugar al “comité regional” del litio ocurren en momentos donde el gobierno nacional viene alentando una batería de facilidades fiscales a las multinacionales orientadas a la explotación de recursos naturales. En el caso de la minería se encuentra en carpeta un menú de incentivos fiscales que apuntarían a triplicar las exportaciones del sector en los próximos diez años. El fin de conseguir dólares para pagarle al FMI (en un acuerdo que podría durar diez años) y otros acreedores justifica los medios.

Sin dudas, las multinacionales que gozan de buen apetito se estarán preparando para darse una nueva panzada de ayudas fiscales -que se sumarían a las ya existentes- satisfaciendo el exigente paladar de los hombres de negocios (ver abajo).

Entre los que afilan sus cuchillos encontramos a Eramine Sudamérica, operadora del proyecto Centenario Ratones en Salta; Livent Corporation que lleva 25 años operando el Salar del Hombre Muerto en Catamarca-Salta, Rincon Ltd –próxima a operar-; Lithium Americas que comenzaría a extraer en 2022 en el salar Cauchari-Olaroz (Jujuy); Allkem, es la quinta productora de litio del mundo luego de la fusión entre las australianas Orocobre Limited y Galaxy Lithium (opera Sales de Jujuy y prepara Sal de la Vida en Catamarca); Lilac Solutions se prepara para el desarrollo de Kachi, proyecto de litio alojado en salmueras, localizado en la provincia de Catamarca; Galan Lithium, junior australiana, que prepara otro proyecto en Catamarca.

Hubo no invitados a la mesa del litio. Allí figuran las comunidades originarias que exigen se respete el derecho a la consulta libre e informada, los propios trabajadores mineros y de la construcción que han realizado protestas durante la pandemia, los ambientalistas que denuncian el fuerte impacto socio ambiental de la actividad junto a los propios científicos e investigadores del Conicet que vienen desarrollando técnicas de extracción de litio con menor impacto ambiental pero no son tenidas en cuenta por las multinacionales ni los gobiernos.

Anexo: ventajas fiscales de la minería

Ley Nº 24.196/93 de Inversiones Mineras: instaura un régimen impositivo especial.

Estabilidad fiscal por 30 años. Doble deducción de gastos de prospección y exploración. Régimen de amortización acelerada deducible del impuesto a las ganancias de las inversiones de capital. Devolución anticipada del Crédito Fiscal IVA por compras o importaciones de bienes y servicios para exploración. Exención de Derechos de Importación de bienes de capital, repuestos, accesorios y determinados insumos. Previsión para Conservación del Medio Ambiente deducible del impuesto a las ganancias. Regalías: las provincias no podrán cobrar un porcentaje superior al 3% sobre el valor boca de mina (descontados los costos de su producción). Eliminación de Derechos de Exportación: los derivados del litio fueron beneficiados con la quita de las retenciones (5% para carbonato y cloruro de litio) a los productos industriales (Decreto Nº 160/15). Reintegros: 3% para carbonato y cloruro. Aranceles de importación: 10% para carbonato y 2% para cloruro. Eliminación del pago de ingresos brutos (Jujuy).




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias

Política