×
×
Red Internacional

Consejo de las Américas. Morales, Suárez y Sáenz defendieron el extractivismo y la represión en sus provincias

Los gobernadores de Jujuy y Mendoza defendiendo abiertamente el modelo minero y las políticas represivas destinadas a garantizar esto y las políticas de ajuste. El salteño respaldó las políticas de extractivismo.

Jueves 18 de agosto | Edición del día

“Puse orden y terminé con los delincuentes en mi provincia”. La frase la pronunció Gerardo Morales, gobernador radical de Jujuy y uno de los abanderados de la represión y la criminalización a la protesta social.

El contexto fue el encuentro del Consejo de las Américas. El lujar, el lujoso Hotel Alvear, en la ciudad de Buenos Aires. Frente a él estaban los empresarios más poderosos del país, tanto de origen nacional como extranjero. A su lado, el gobernador radical de Mendoza, Rodolfo Suárez y el salteño Gustavo Saénz, hombre aliado a Sergio Massa.

Te puede interesar: Council of the Americas: el embajador de EE.UU. dando órdenes como en su casa

Los tres mandatarios provinciales hicieron una defensa activa del modelo de explotación minera y, también, de la explotación hidrocarburífera, que implica al fracking. Además, defendieron abiertamente la represión como forma de imponer lo que llamaron “convivencia social”.

El primero en tomar la palabra fue Morales. El jujeño empezó pidiendo políticas nacionales destinadas a “arregla la macro”. Pero, casi de inmediato pidió dejar de “ponerle el pie encima” a las patronales del campo y a las grandes empresas de la economía del conocimiento, como Mercado Libre.

Enseguida afirmó “tenemos que tener un plan de desarrollo minero. Tenemos los minerales que va a demandar el mundo en la transición energética”. En el mismo tono, agregó que hay que “tomar algunas medidas que vayan más allá de las que se tomaron en la década del 90. Alguien que hace una inversión a 20 o 30 años necesita que no estén cambiando las reglas permanentemente”.

Fue en este contexto que defendió las políticas represivas. Morales llama “poner orden” a la persecución política que ejerce sistemáticamente contra las organizaciones sociales, de desocupados y los dirigentes políticos de izquierda. Recordemos que hace pocas semanas su gobierno quedó en el centro de la escena nacional por haber infiltrado movilizaciones y realizado espionaje sobre numerosas organizaciones y referentes sociales.

Te puede interesar: Espionaje ilegal en Jujuy: un mamarracho jurídico de alta peligrosidad política y social

El mendocino Rodolfo Suárez no quiso ser menos. Por eso también reafirmó la voluntad de su Gobierno de avanzar en la minería a pesar del masivo rechazo social. En ese marco, recordó que “en la campaña electoral no hubo acto donde yo no dijera que en Mendoza teníamos que hacer minería. También lo dijo el partido de la oposición, el Frente de Todos. Decíamos lo mismo”. En ese marco, afirmó “tenemos una ley que es bastante impeditiva a la minería”.

El gobernador -también radical- se refería a la Ley 7722. En ese marco recordó la enorme oposición social que existió cuando quiso modificarla en función de garantizar la minería. “Salió toda la gente a la calle en contra de esa ley que permitía la explotación minera. Con lo cual la primera pregunta que tenemos que hacernos es qué vota la gente en las campañas políticas porque parece que no escucharon al 80 % de lo que habían votado”, señaló Suárez.

Defendiendo lo que presentó como un “modelo” Mendoza, Suárez se refirió a la represión contra la protesta social. Represión que escaló en las últimas semanas, cuando se detuvo arbitrariamente a dirigentes sindicales.

Te puede interesar: Grave: detienen a dirigentes de ATE Mendoza por movilizarse por el salario

Hablando de su gestión como intendente de la capital, recordó que “cuando empezaron a pagar las multas los sindicatos y los partidos políticos, empezamos a lograr esa convivencia”. Agregó, además, que “ahora estamos en una negociación paritaria y, quien cortaba y cortaba, terminó literalmente detenido en la cárcel provincial. Eso hace a la convivencia ciudadana”. Esto hace, más bien, a la represión a la protesta social.

El salteño Gustavo Saénz fue el último en tomar la palabra. No fue muy creativo y, esencialmente, repitió los argumentos de quienes lo precedieron. “Los inversores en minería lo hacen a largo plazo, por lo que hay que brindar seguridad jurídica, celeridad en los trámites y previsibilidad”, afirmó. Agregó, además, que “Salta tiene las puertas abiertas a todos los que quieran invertir. No solo en el aspecto minero, sino también en el turístico”.

Ya en el cierre de su exposición, como lo haría más tarde su aliado político Sergio Massa, insistió en la necesidad de acuerdos y consensos.

Las exposiciones de los gobernadores no dejaron mayores sorpresas. Defensa del modelo extractivista y represión a la protesta social. Un combo que se replica en muchas provincias gobernadas por el Frente de Todos.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias

Política